Recuerdo como, hace poco más de diez años, cuando hablaba de dos de mis pasiones (Islandia y la agricultura ecológica) encontraba habitualmente caras de extrañeza y desconocimiento. Parece mentira, sí, pero no hace tanto me veía explicando dónde está esa...
Seguir leyendo →